compartir:Share on FacebookTweet about this on Twitter

Mujeres representantes de organizaciones sociales, coordinaciones y redes de organizaciones feministas y de derechos humanos del Paraguay trabajaron este sábado 2 de setiembre en el tercer “Informe Sombra CEDAW” que busca presentar las voces y miradas de las mujeres feministas sobre los avances y retrocesos de políticas institucionales que Paraguay ha desarrollado en los últimos cinco años en cuanto a los derechos de las mujeres.

Este es el tercer informe. En los años 2005 y 2011 el Comité ha tomado en consideración la contribución de las organizaciones feministas para la lista de preguntas al Estado paraguayo. Este año, Paraguay será evaluado en la 68ª sesión de la Convención para la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer, conocida por sus siglas CEDAW (en inglés). La misma se realizará en la ciudad de Ginebra; Suiza, del 23 de octubre al 17 de noviembre del 2017.

El equipo impulsor del Informe Sombra está integrado por: Centro de Documentación y Estudios (CDE), Coordinación de Mujeres del Paraguay (CMP), el Comité de América Latina y el Caribe para la Defensa de los Derechos de las Mujeres (CLADEM Paraguay), la Coordinadora de Derechos Humanos del Paraguay (CODEHUPY y el Equipo Feminista de Comunicación (EFC).

El encuentro de las mujeres para discutir los avances y retrocesos de los derechos de las mujeres en estos últimos cinco años, posible mediante el Centro de Documentación y Estudios(CDE), integrante de la Articulación Feminista Marcosur(AFM) con el apoyo de la Unión Europea.

Paraguay ratificó la Convención sobre la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer (CEDAW) por ley 1215/86. En el orden de prelación constitucionalmente establecido (art. 137), la Cedaw se encuentra por debajo de la Constitución y por encima de las leyes nacionales, por lo que existe obligación de armonizar normas internas a lo estipulado en la Convención. Se debe tener en cuenta también que el indicador 5.1.1. de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) suscritos por el Paraguay, plantea la eliminación de toda discriminación legal hacia las mujeres.